LA BÚSQUEDA DE ALLEN

Todas las historias son una búsqueda. Pero esta lo es un poquito más.
Esta es la historia de cuando busqué a Anna Allen, esa actriz de Cuéntame que falseó su vida y nos engañó a todos, colocando su cara en importantes alfombras rojas, taquillazos y producciones en los que no había estado jamás.
La historia empieza con alguien liándose un porro, un word abierto que no consigue escribirse, un reloj girando al contrario y proponiendo una loca campaña protagonizada por Anna Allen a un cliente que, contra todo pronóstico, acaba comprando.
Durante una semana entera, una compañera y yo estuvimos buscando a la actriz. Los huellas de Allen se perdían en Austria y entre varios caseros a los que debía dinero. Su representante la insultó, su familia nos colgó y algunos amigos también la estaban buscando. Girábamos en círculos y decidimos parar.
Pero todo esfuerzo inútil lleva a la melancolía, y mi historia con Allen es una historia de transferencias y conexiones. Allen vive repudiada, en un asilo impuesto por sus mentiras y el engaño colectivo. Aunque lo que de verdad no se perdona a Allen es que photoshopeándose a sí misma nos photoshopeara a todos, que pusiera su cabeza en nuestros hombros. Su Instragram era el de todos, una abstracción, un brillante resumen generacional, un capítulo de Black Mirror.
La búsqueda de Allen es también la del amor. Durante una temporada, salí cada sábado buscando el amor. No lo encontré, pero la búsqueda resultó interesante.

 

15095665_1163902863699764_2666825284671000640_n

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s